IMG_2280El actual modelo de gestión del IRPF ha permitido apoyar de forma eficaz a las personas con Daño Cerebral Adquirido y sus familias que afrontan la construcción de nuevos proyectos de vida, en circunstancias muy desfavorables, tras su lesión. Los proyectos gestionados por la Federación Española de Daño Cerebral (FEDACE) y sus asociaciones atendieron a 7.460 personas con daño cerebral en el año 2015 gracias a la solidaridad ciudadana expresada a través de la denominada “X Solidaria”; la casilla de fines sociales de la declaración de la renta.

Con el programa de información, formación y apoyo a familias se han atendido a 5.125 familias que tras la lesión cerebral (ictus, traumatismo craneoencefálico…etc) han podido recibir información, formación y apoyo psicológico para afrontar la nueva situación con Daño Cerebral Adquirido.

A través del programa de promoción de la autonomía personal e inclusión social de las personas con DCA se ha proporcionado atención directa a más de 1.300 personas. Los entrenamientos en actividades de la vida diaria, habilidades sociales, comunicación y estimulación física y cognitiva son las acciones habituales de este programa.

Gracias también a la solidaridad ciudadana y al modelo de gestión del 0.7%, el programa centros de atención y tratamiento de personas con DCA ha posibilitado que en los últimos 7 años se hayan construido y equipado centros para la atención y promoción de vida autónoma de personas con DCA. Son centros gestionados por el movimiento asociativo en Madrid, Santiago de Compostela, Vigo, Granada, Cádiz, Valencia y Barcelona.

Todo esto es lo que está en riesgo si, por causas debidas a formalismos competenciales, desapareciera este modelo de redistribución social solidaria que, tras treinta años de existencia, ha demostrado su eficacia para llegar más y mejor a las personas en situación de exclusión en España.

FEDACE se une al resto del movimiento asociativo de la discapacidad, articulado en torno al CERMI y a la Plataforma del Tercer Sector de Acción Social, para solicitar el respaldo social y la voluntad política para tomar las medidas legales que preserven el modelo de gestión que mejor garantiza la equidad, cohesión y coherencia territorial.

FEDACE representa al movimiento asociativo de familiares y de personas con daño cerebral en España, compuesto por 37 asociaciones y más de 9.000 socios. El Daño Cerebral Adquirido (DCA) es una discapacidad de origen sobrevenido provocada por lesiones cerebrales, como son los ictus, los traumatismos craneoencefálicos, las anoxias o los tumores cerebrales. 420.000 personas viven en nuestro país con las secuelas del DCA, que provocan dificultades en aspectos relacionados con el nivel de alerta, la cognición, la comunicación, el control motor, las emociones, la recepción de información y la capacidad de desarrollar con autonomía Actividades Básicas de la Vida Diaria.